La transición automovilística: el desafío de los próximos años

impacto ambiental

Se espera que el número de vehículos se duplique en los próximos 30 años. Los fabricantes de automóviles y las empresas petroleras llevan años iniciando una transición automovilística que hará que este sector sea menos dependiente de los productos del petróleo.

¿En qué consiste exactamente? En ir substituyendo los vehículos de gasolina y diésel por coches eléctricos o lo que es lo mismo, por coches híbridos.

Una transición automovilística y ecológica necesaria

1.200 millones de vehículos, tanto privados como comerciales, circulan en el mundo. Se espera que este número se duplique en los próximos 30 años y en los países emergentes, se espera que se habrá cuadriplicado para 2030.

Por otro lado el 97% del transporte mundial lo proporcionan vehículos que utilizan carburantes hechos de petróleo, gasolina y de GLP, una mezcla de hidrocarburos ligeros proveniente del refinado de petróleo crudo.

Además, el 50% de la producción mundial de petróleo se dedica al transporte, mientras que en 1973 sólo un tercio se dedicaba a ello.

transición automovilística y ecológica
Más de 1.200 millones de vehículos circulan en el mundo. Una cifra realmente escandalosa.

Este crecimiento se debe, en primer lugar, a la legítima aspiración de muchas poblaciones al automóvil. Para hacernos una idea hay 800 vehículos por cada 1.000 habitantes en Estados Unidos y 600 vehículos por cada 1.000 habitantes en Francia, frente a 110 en China, que se convirtió en 2011 mayor productor del mundo de automóviles.

Pero estos dos últimos países están en una progresión muy fuerte y muy regular. Además, el desarrollo del comercio internacional, especialmente en Europa, ha impulsado el transporte de mercancías por carretera. Los vehículos de gasolina y diésel seguirán dominando durante mucho tiempo: son económicos, resistentes y la infraestructura de distribución de combustible está bien desarrollada.

Objetivos para realizar con éxito esta transición automovilística

  1. Obtener autonomía frente al petróleo, cuyas reservas naturales, aunque sigan siendo importantes, son limitadas y cuyo precio debería aumentará a largo plazo.
  2. Limitar las emisiones de CO2 cuyos efectos sobre el cambio climático son reconocidos. En Europa, una región en contra del calentamiento global, el transporte representa un tercio de las emisiones totales de CO2.

Para ello, China se ha fijado objetivos ambiciosos: que un 25% de los coches vendidos anualmente para 2025 sean eléctricos. En cambio, Europa, quiere que un tercio de los vehículos nuevos sean eléctricos para 2030.

objetivos transición automovilística
El objetivo europeo es que un tercio de los vehículos nuevos sean eléctricos para 2030.

El vehículo eléctrico o térmico es menos codicioso para cumplir con tres requisitos: rendimiento, seguridad y precio

El éxito de esta transición automovilística presupone sobre todo el diseño de vehículos que consuman menos combustibles fósiles. Esto implica mejorar los motores y combustibles actuales desarrollando tecnologías alternativas, en particular la electrificación de motores, para ahorrar entre un 30 y un 40% en el consumo.

Estas mejoras deben llevarse a cabo con tres imperativos: mantener un buen rendimiento del motor y un alto confort del vehículo, no degradar el nivel de seguridad, y no entrar en rangos de precios que desalienten la compra.

El consumo de vehículos térmicos (es decir, que funcionan con combustibles convencionales) ya se ha reducido drásticamente, con modelos de pequeña producción que consumen poco más de 4 litros cada 100 kilómetros.

La hibridación, asociando motor térmico y motor eléctrico, es una carta de triunfo para ir más allá, es decir hacia los 2 litros cada 100 kilómetros. En cuanto a los motores 100% eléctricos, ya están instalados en modelos pequeños muy adaptados al tráfico urbano y periurbano.

Al mismo tiempo, se ha acelerado la diversificación de combustibles, con la incorporación de biocombustibles, producidos a partir de materiales vegetales o animales. y el uso de combustibles gaseosos.

la transicion automovilistica hacia coches hibridos
La electrificación de motores es clave para ahorrar entre un 30 y un 40% en consumo de combustible.

La transición automovilística: una evolución lenta pero esencial

Sean cuales sean los motores y las innovaciones tecnológicas, los desarrollos en el campo de la automoción son generalmente lentos, y esto se debe a una serie de factores:

  • Un vehículo se utiliza durante diez años en Europa, al menos 15 años en África, y la renovación mediante la incorporación de nuevos vehículos es, por lo tanto, solo un pequeño porcentaje cada año.
  • La industria automotriz es una industria de masas, muy intensiva en capital y sujeta a una fuerte competencia global. Por tanto, la amortización de las cadenas de producción es fundamental y, para un fabricante, el cambio de gamas es un proceso caro. Se necesitan varios años para que se produzca un nuevo prototipo a escala industrial.
  • El uso de automóviles implica una serie de infraestructuras pesadas, en particular redes de distribución de combustible. Introducir electricidad supone, por ejemplo, estaciones de recarga de nuevo tipo en todo el territorio, sin olvidar una capacidad de producción eléctrica y una organización de las redes de distribución que correspondan a nuevas necesidades.
  • La distribución de los hábitats y las opciones colectivas de transporte público influyen en las necesidades de los consumidores. Estos no solo buscan un medio de transporte económico y “limpio”, sino también ven el automóvil como un objeto de placer y afirmación social. Sin embargo, parecen ser cada vez más sensible a las nuevas fórmulas de alquiler y uso compartido de vehículos.

Deja una respuesta

      • Responsable: Eli & Elo vers l'infini y más allá.
      • Finalidad: responder a tu comentario, duda o solicitud.
      • Legitimación: diligencia precontractual.
      • Destinatarios: Sered (con servidores dentro de la Comunidad Europea), Gmail (con servidores dentro de Estados Unidos)
      • Duración: mientras dure la relación contractual, o 12 meses luego del último mensaje enviado.
      • Derechos: acceso, rectificación, cancelación, oposición, y cualquier otro especificado en la política de privacidad.

Para consultar más información adicional y detallada del sitio web, visita el aviso legal y la política de privacidad.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.